Uno de los mantenimientos que se pueden hacer en casa y que alargan la vida de nuestro congelador, consiste en descongelarlo periódicamente. El tiempo recomendable para descongelar el congelador depende en gran medida del tipo de congelador que tengas.

Descongelar el congelador

Un congelador de un frigorífico con sistema no frost, en teoría no debería de acumular hielo ni escarcha, pero a medida que el electrodoméstico va cumpliendo años también requiere de este tipo de mantenimiento.

Si por el contrario tu congelador es cíclico, debería de acumular mas hielo con el tiempo. Pero como digo, con un buen mantenimiento y el descongelado periódico nos va funcionar estupendamente durante mucho tiempo.

Planificar antes de descongelar

Lo primero es observar que tienes dentro del congelador. Con un poco de planificación puedes ir consumiendo los productos que se guardan y que no deben perder la cadena de frío. De lo contrario, si tardas más de la cuenta en quitar el hielo, vas a tener que tirar comida a la basura.

A continuación hay que desconectar el aparato para descongelar el congelador. Si no llegas al enchufe que suele estar en la parte trasera, también puedes desconectar la electricidad de la vivienda en el cuadro de interruptores generales.

El siguiente paso consiste en usar un recipiente para recoger el agua de la descongelación que empieza a salir. En casi todos los modelos de congeladores encontrarás un desagüe en la parte baja.

Métodos para quitar el hielo

Y ahora lo que queda es descongelar el hielo que se adhiere a las paredes del congelador. Un método mas o menos efectivo es colocar un recipiente con agua caliente (que no hirviendo) dentro del aparato. Otro método sería frotar con un trapo impregnado de agua caliente las paredes del congelador. Este sistema es más laborioso, pero también efectivo.

Lo que nunca debes de hacer es quitar el hielo con un elemento cortante con un cuchillo ni utilizar paletas de cocina. Por qué?, pues porque podemos rayar el interior del congelador, he incluso romper algo.

Limpieza del congelador

Una vez que ya esté el congelador sin hielo, hay que limpiarlo bien por dentro hasta dejarlo completamente limpio y seco. Esto es conveniente hacerlo con un trapo suave, y no emplear estropajos. Hay que tener en cuenta que tampoco se recomienda usar limpiadores dentro del congelador.

Ya que has terminado de descongelar el congelador, solo tienes que conectar de nuevo. Con este pequeño mantenimiento conseguirás que siga funcionando como el primer día, eliminarás restos de comida y olores, e incluso que los cajones corran bien por sus guías (si es que tu congelador es de cajones).

Comparte en tus redes sociales ...Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on Twitter